Sobre «El niño de La Arboleda», de Orlando Mazeyra Guillén

    0
    Want create site? With Free visual composer you can do it easy.

    Presentamos un texto sobre «El niño de La Arboleda», el más reciente libro de relatos del escritor Orlando Mazeyra Guillén. La publicación del sello Pesopluma se encuentra actualmente disponible en la Feria La Independiente.


    Por José Carlos Yrigoyen*

    Orlando Mazeyra Guillén es un escritor vitalista desde las entrañas. No lo es solo porque utilice evidentes recursos autobiográficos como materia prima para elaborar sus historias, siempre elegantes dentro de su irreverencia, atrevidas en su delicadeza, concisas al igual que el vuelo de una hoja. Lo es porque en sus historias la vida transpira, sangra, se encierra en una habitación adolescente y desgrana sus más duras, vergonzosas e ingenuas confesiones. Lo es porque a Mazeyra no le interesa hacer literatura correcta, limpia, libresca, reducida a mostrar el eficaz uso de la técnica o los firuletes de un lenguaje que dice poco a pesar de su flamboyante apariencia. No. Mazeyra nos muestra los pensamientos, acciones, aspiraciones y derrotas de seres pequeños, muchas veces nobles pero deshabilitados para ser parte de un mundo que no los reconoce y marchita sus sueños antes de ponerlos en práctica. Mazeyra quiere demostrar que en esta fría realidad que celebra el cinismo y reina la ley del más fuerte hay todavía espacio reservado a la ternura, que tan mala prensa tiene en la literatura actual. Aunque nunca faltaron quienes la defendieron y cultivaron: Cernuda, por ejemplo. O Reynoso. Mazeyra ha bebido de la obra de Oswaldo Reynoso y sigue su legado no con el mimetismo del hijo obediente, sino con la pasión del vástago que toma algunas luminosas enseñanzas y continúa su propio camino. También se ha reflejado en Ribeyro, de quien ha aprendido el dialecto de la frustración y de la decadencia, ambientadas en los sucuchos y calles dudosas de una Arequipa que se mueve, grita y ríe como un personaje más. Es decir: se ha reconocido en nuestra tradición y ha cumplido con el deber de devolverle algo distinto. Orlando Mazeyra y sus fantasmas —el autoritarismo adulto, la pregunta eterna de por qué escribir, la soledad de los jóvenes sensibles, la violencia inevitable de un país que en el fondo no cambia— regresan en esta colección de relatos breves con la fuerza que solo poseen los que apuestan el todo por el todo y se dedican a fabular cuando han decidido que están listos para hacerse cargo «de las muchas versiones de ti en pugna por bosquejar tu verdadera hoja de vida. La secreta. La indeseable. La auténtica.»


    (*) Escritor y crítico literario.


    El niño de La Arboleda (Pesopluma, 2021) se puede encontrar en La Independiente que se realiza en la Alianza Francesa (Av. Arequipa 4595, Miraflores) del 21 al 26 de septiembre.

    Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.